Características de una buena estilista de moda

estilista-de-moda

Cuando solicitas los servicios de un profesional de la imagen o de un/a estilista, estás poniendo en manos de esa persona tu imagen. Eso ya hace que no sea del todo fácil encontrar un estilista; puesto que no solo debe ser bueno en su trabajo, sino hacernos sentir segur@s con nosotr@s mism@s, transmitirnos confianza.

Pero, que no te desanimes, te daré algunos tips para encontrar al/la estilista ideal. Toma nota:

Una buena estilista respeta tus decisiones

Los estilistas somos artísticos y creativos por naturaleza. A veces nos gusta arriesgar, pero sabemos que esto no siempre encaja con todo el mundo. Podemos proponer, innovar, pero también sabemos siempre dónde está el límite del cliente y lo respetamos por encima de todo.

Recuerda que tu estilo debe ir en línea con tus ideas y tu personalidad, ser el reflejo de tu esencia. Y esto, no se puede imponer; los estilistas solo debemos proponer hasta dar con el estilo que más favorece y hace sentir cómodo al cliente.

Conoce muy bien su trabajo

Siempre lo digo, pero no me cansaré de repetirlo: cuando una persona conoce su trabajo y le apasiona, se nota. Sé observador/a, pregúntale y analiza sus respuestas; un buen estilista te dará tips y consejos siempre personalizados y adaptados a tu físico y tus necesidades 😉

Es agradable hablar con ella

No quiero decir con esto que debas convertirte en la mejor amiga de tu estilista, o al revés. Sin embargo, sí es importante que exista química y te transmita la confianza necesaria para que puedas decirle abiertamente lo que sí y lo que no.

 

Y tú, ¿has solicitado alguna vez los servicios de un/a estilista?, ¿qué opinas?, ¿incluirías alguna otra característica en esta lista?

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.